Porteo

Porteo Seguro

Estas son recomendaciones básicas que debes ser tomadas en cuenta para establecer un porteo seguro. 

A)Vías aéreas despejadas

Asegúrate de que la posición de la cabeza no obstruya el ingreso de aire, para esto evita que el mentón del bebé toque su pecho.

Permite que el bebé reciba aire fresco y que su nariz se mantenga despejada.

Mantiene al bebé lo suficientemente como para besarlo, esto permitirá que puedas observarlo todo el tiempo.

B) Posición del cuerpo

El portabebé debe permitir que el bebé se mantenga vertical, mientras sea pequeño. Las posiciones horizontales pueden generar obstrucción de la vía aérea cuando los bebés aún no adquieren control de su cabeza.

La posición de la columna debe permitir que se mantenga curvada y bien apoyada, las caderas y las rodillas dobladas en más de 90° y las piernas abiertas (posición de ranita con las rodillas más altas que los glúteos y la espalda formando una C).

Se debe ajustar al bebé de manera que quede bien pegado al cuerpo del adulto..

En bebés pequeños que aún no tienen buen control de cabeza, debe entregar apoyo completo a ésta.

No uses ningún tipo de portabebés con tu bebe mirando hacia el frente. Esta posición es anatómicamente inadecuada para la espalda y piernas de tu hijo o hija, le sobreestimula y dificulta su descanso. Los niños y niñas necesitan ver el rostro del papá o la mamá para orientarse y calmarse.

El bebe debe ir siempre sentado sobre su colita en el portabebés, jamás apoyado en sus genitales. Para esto la tela debe cubrir hasta la altura de sus rodillas. 

C) Comodidad

Lee las instrucciones que indica el fabricante para el uso del portabebé, Mei-Tai, fular o mochila ergonómica, o los tutoriales que recomienda para su uso.

Utiliza sólo los portabebés que son apropiados para la edad de tu bebé y su peso (la mochila rígida no es lo apropiado para un recién nacido).

El uso del portabebé, cualquiera sea su diseño, debe ser cómodo para el bebé y para quien lo cargue. Prueba hasta que adquieras confianza en el uso del dispositivo.

Revisa que la tela esté bien estirada, sin nudos o tela doblada, para que la sientas cómoda.

No saltes, corras o hagas cualquier otra actividad que someta a tu bebe a movimientos bruscos de temblor o de rebote.

Ten cuidado al consumir alimentos o bebidas calientes cuando tu bebé está en el portabebés.

No uses el portabebés cuando viajen en automóvil o mientras conduces una bicicleta, para ello existen sillas especiales.

Básicamente nunca debes realizar ninguna actividad que generante no harías con tu bebe en brazos. 

Protege a tu bebé de los efectos de la radiación solar. Recuerda siempre aplicar un protector solar recomendado para su edad. 

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *